Recuerdos veraniegos

Recuerdo las calles de Sevilla, en mi infancia, con muchos más árboles, que buscábamos para ir por la sombrita, zigzagueando; recuerdo los bulevares que eran las avenidas de Ciudad Jardín y Cruzcampo; recuerdo el patio con las enormes pilistras (aspidistras), geranios, enredaderas…y el agua que mamá nos echaba con cubos a mi hermano y a mi. Las casas oscuras desde las doce del mediodía; el búcaro, ese olor a barro mojado, ese agua fresca, deliciosa; la siesta -que para mi era un martirio-, un tiempo que empleaba en pensar, en aquella penumbra, en travesuras mil para cuando nos permitieran levantarnos, observando las salamanquesas en el alto techo; recuerdo las noches en la puerta de la casa tomando el fresquito o esperando que llegara, jugando con grillos y mariquitas mientras los mayores charlaban, contaban historias, chistes y reían, reían…Así sin ventilador, pero con abanicos; sin aire acondicionado, nevera, frigorífico, ni veraneos en la playa.

Durante mis primeros años recuerdo ir de “veraneo” a un pequeño pueblo de Huelva, Villarrasa, en la zona del Condado, tierra de buenos vinos donde mamá y una de mis tías colaboraban con sus parientes en la vendimia. Mientras, los niños quedábamos al cuidado de otra de mis tías. Recuerdo la casa del pueblo con el suelo de tierra apisonada: se barría y después se remojaba esparciendo agua de un cubo de cinc con la palma de la mano; los melones se refrescaban en el pozo; recuerdo los catres con colchones  y almohadas rellenos de hojas secas de maíz. La feria de la Virgen de los Remedios y los toros -de cartón piedra- con la traca…(https://youtu.be/rvEYuGQ7d_8)

En la adolescencia vendrían veraneos en la playa -si había suerte-de Chipiona con los tíos y primos; la gaseosa y el agua en el frigorífico; las noches en las calles de Sevilla con los amigos; el cine de verano, los cines porque había cuatro o cinco en nuestros barrios (uno de ellos le llamábamos “el cine nevera”, estaba en las afueras junto a las huertas y pobre de ti si se te olvidaba la rebeca). Nuestros padres y abuelos seguían en las puertas con sus sillas hasta las dos o las tres de la madrugada esperando que refrescara; estas tertulias acabaron cuando en los ochenta la droga nos invadió: no era seguro estar en la calle ni se podían dejar las puertas abiertas por los robos. Seguía habiendo puestos callejeros de sandías y melones, fijos durante todo el verano en nuestros barrios, siempre abiertos, incluso el vendedor dormía en el puesto; el mantecado helado ambulante y pregonado por las calles, con ese sabor a vainilla y canela había dado paso a los kioskos de helados, que durante el verano aparecían en nuestras plazas o esquinas, como los polos de anís y los popsicles de menta -los más baratos-; las pipas de girasol o los garbancitos seguían entreteniéndonos -y alimentándonos- mientras charlábamos con los amigos y soñábamos con el futuro…

Me dejo en el tintero muchas cosas…¡Cuánto ha cambiado la vida!

Yo no creo que el calor fuera mucho menos que ahora pero, es cierto, que hay menos árboles, emitimos calor con los aires acondicionados, coches, etc., sin olvidar los bloques de pisos que desvían las corrientes de aire…Lo que sí hay ahora es menos calor humano, una ciudad más inhóspita por la que los guiris se pasean a la hora de la siesta ¡¡!!

mmhr/2017

Anuncios

Acerca de mmerhum12

Me gusta leer, me gustan los libros, no puedo prescindir de la música. Aprender a escribir es un reto. Me dedico a la enseñanza. Soy profesora de Geografía e Historia en un instituto de secundaria obligatoria y postobligatoria. Intento disfrutar con mi trabajo y, a veces, lo consigo.
Esta entrada fue publicada en Historias y etiquetada , , . Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s